LO ÚLTIMO

31/10/14

RUTA DE LA BERREA ( SIERRA NORTE 04/10/2014).


Por Berrea se conoce al periodo de celo del ciervo debido al sonido brutal que emiten los machos. Este periodo se inicia a comienzos del otoño boreal, normalmente a finales de Septiembre. Los machos se encuentran en su máximo esplendor al comenzar la temporada, e intentan adueñarse de un territorio.

Las demostraciones de poder de los machos incluyen las berreas y luchas rituales, en las que utilizan sus cornamentas. Estos golpean las mismas y se enredan entre ellas, sin llegar a herirse ningún contrincante, solo demuestran sus fuerzas. En esta lucha suelen acabar exhausto e incluso algunos ejemplares mueren en la misma al no poder desenganchar los cuernos.






Tras varios días de luchas agotadoras los machos ganadores cubren a las hembras de sus harenes. Pueden reunir hasta 50 hembras. Normalmente después de un par de intentos, el macho monta a la hembra por breves momentos durante el coito. De no haber fecundación, la hembra vuelve a ovular de nuevo pasado 18 días. La gestación dura unos 235 días, tras la cual hace un único cervatillo.



Las astas, la principal arma del macho, caen en marzo y vuelven a crecer de nuevo, el proceso se repite anualmente.


En la provincia de Sevilla, entre otros sitios, se puede escuchar la berrea en el Cortijo del Berrocal en la localidad de Almadén de la Plata a unos 90 km aprox. de Aznalcázar.

Pues a ese lugar nos dirigimos los LOCANDARES y mas de ochenta personas nos siguieron para realizar la ruta. Ha sido sin lugar a duda el mayor desplazamiento de personas que hemos realizado.





Una vez localizado el sendero de los Arrianales, iniciamos la ruta subiendo una pendiente inclinada. Algunos miembros del grupo tuvieron que ayudar a otros con los carros de los menores.










 Subimos hasta el punto más alto de los Arrianales para tener una buena visual de la sierra y poder localizar algunos ciervos.




Una vez arriba pudimos apreciar toda la sierra, pero no hubo suerte todavía y no pudimos localizar a ningún ciervo.

La verdad es que se hacía bastante difícil escuchar la berrea por el número de personas y niños que llevábamos, y a estos últimos no había quien los tuviera callados como es natural.





Haciendo mención al Ciervo Común (Cervus Elaphus), también llamado ciervo europeo, ciervo rojo, ciervo colorado o venado. Este es de gran tamaño de unos 160 a 250 cm de longitud y un peso en los machos de hasta 200 kg.

Esta especie presenta dimorfismo sexual, siendo las hembras más pequeñas y menos corpulentas que los machos. La dieta es exclusivamente vegetariana.



Algunos peques del grupo se subieron a las rocas para poder localizarlos.


Después de reagruparnos continuamos la marcha con la idea en nuestras cabezas de poder ver algún ciervo.






Tras un breve descanso para reponer algo de líquido y echar unas risas continuamos el sendero, siempre siguiendo a nuestro amigo Enrique, conocedor de estos parajes.





Llegamos a un especie de abrevadero donde encontramos huellas recientes. Sin duda estarían cerca de nosotros pero con el jaleo que llevaba el grupo estarían escondidos muertos de miedo.






Mirad las siete fantásticas del grupo. !Que bien se lo pasaron!.


Sin duda el momento mejor de la ruta fue el atardecer tan bello que nos ofreció el día. Mientras el grupo seguía caminando algunos niños se subieron en unas piedras para observarlo en toda su grandiosidad.






 La noche se hizo en la sierra, encendimos los leds y realizamos el último tramo de ruta como si estuviéramos haciendo una nocturna.

Los niños no vieron ciervos pero disfrutaron de lo lindo caminando por la noche con sus linternas encendidas.




 De nuevo en el área recreativa el Berrocal sacamos las fiambreras y bocadillos y cenamos como mejor se puede hacer, en el campo y acompañados de buenos amigos.




!Espero que os haya gustado!.

Hasta otra amigos de los LOCANDARES.

Fotos:
           - Lago.
           - Montero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares

Contacto

foxyform